Estar a dieta ya no es sólo para perder peso. Cada vez son más las personas que deciden llevar una vida saludable, con la alimentación y los hábitos adaptados a su estilo de vida.

El mercado nos ofrece una gran variedad de dietas, con propósitos y objetivos muy diferentes. Y es que la ciencia avanza a gran velocidad, descubriendo cada día para nosotros nuevas propiedades y beneficios de los alimentos.

Lista de dietas más populares 

Hoy queremos hablarte de las mejores dietas populares, esas que están de moda porque consiguen ayudar a mucha gente. Hemos seleccionado las 4 dietas de las que habla todo el mundo. 

¿Tienes una favorita?

dietas para una vida saludable

Dieta DASH

DASH es el acrónimo de Dietary Approaches to Stop Hypertension, es decir, Alimentos para Detener la Hipertensión en español. Tal y como su nombre indica, esta dieta fue creada para controlar la hipertensión

Sin embargo, también da muy buenos resultados si la haces para perder peso. Esto tiene mucho sentido, porque el sobrepeso suele ser una de las causas de la presión arterial elevada.

La Dieta DASH está basada en el consumo de alimentos no procesados como frutas, legumbres, lácteos, pescado, carnes magras, cereales integrales y verduras. Es una dieta saludable que incluye todos los grupos de alimentos; con ello garantizas que estás consumiendo los nutrientes que necesitas.

Por lo general, quienes sufren de hipertensión deben llevar una dieta baja en sal; sin embargo, el enfoque de este régimen alimenticio va más allá, poniendo el foco en alimentos con alto contenido de calcio, magnesio, potasio y fibra que, en conjunto, actúan para reducir la presión arterial. 

Estamos ante una dieta saludable y muy recomendada donde los frutos secos, como los pistachos o las almendras, forman parte de los súper alimentos que pueden ayudarte a sentirte mejor.

Dieta Atkins

En los años 60 Robert Atkins, un médico cardiólogo estadounidense, diseñó una dieta para perder peso en la que se reduce el consumo de carbohidratos a la vez que incrementa la ingesta de alimentos que aportan grasas y proteínas al organismo. 

El enfoque nutricional de Atkins, que es como se conoce de manera oficial a esta dieta, es el precursor de las dietas bajas en hidratos de carbono.

De acuerdo con su creador, la dieta Atkins busca modificar tus hábitos alimenticios para que puedas perder peso y aprender a mantener el peso ideal. También está indicada para mejorar aspectos de la salud como el síndrome metabólico y la hipertensión.

Esta dieta afirma que las harinas blancas, el azúcar y otros carbohidratos refinados provocan desequilibrios en los niveles de glucosa en la sangre, problemas cardiovasculares y aumento de peso.

La dieta está estructurada en cuatro fases: inducción, equilibrio, premantenimiento y mantenimiento.

El propósito de la dieta, con estas cuatro fases, es que vayas cambiando y adaptando tu alimentación hacia el equilibrio que te permite perder esos kilos que te sobran, además de conseguir mejorar tu salud de manera notable.

Esta es una de esas dietas populares que han demostrado ser eficaces cuando la llevas a rajatabla. Ponte en manos de tu médico para que te marque las pautas a seguir en cada una de las fases, y verás cómo consigues cambiar tus hábitos alimenticios, además de llegar a tu peso ideal sin apenas esfuerzo.

Dieta Keto

Keto es una de las dietas populares que está más de moda entre las personas que han decidido perder peso. Consiste en una ingesta muy baja de hidratos de carbono, una ingesta alta de grasas y una ingesta moderada de proteínas.

También puede resultar muy beneficiosa para las personas que padecen diabetes, ya que ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre.

La dieta keto no es apta para todas las personas. En caso de sufrir un problema metabólico, como por ejemplo la diabetes, la dieta keto puede dar lugar a un importante desequilibrio llamado cetoacidosis.

Si te seduce esta dieta para lograr alcanzar tu peso ideal es indispensable que lo consultes con tu médico; te hará una evaluación completa y podrá decidir cuál es el plan de alimentación que más te conviene.

qué es la dieta keto

Ayuno intermitente

El ayuno intermitente no es una dieta como tal, sino una práctica del ayuno enfocada no sólo a perder peso sino también para resolver algunos problemas de salud o simplemente por motivos religiosos.

El ayuno se basa en consumir el aporte calórico necesario para cubrir las necesidades diarias, pero reduciendo el número de veces que comes al día.

Es una intervención alimenticia que podría considerarse parte de la vida cotidiana como por ejemplo el ayuno que se realiza desde la cena del día de antes hasta el desayuno del día de después. Si el ayuno se prolonga durante días o semanas, es recomendable que esté bajo la supervisión de un médico.

El ayuno intermitente ayuda a ralentizar el envejecimiento, además de controlar los niveles de colesterol. También es muy eficaz para eliminar ciertas sustancias tóxicas del organismo.

El consumo de frutos secos, como nueces o avellanas, en los momentos del día en que puedes comer cuando practicas ayuno voluntario, te aportará una cantidad importante de proteínas que te ayudarán a pasar las horas en las que no puedes comer nada.

Estar a dieta es sinónimo de energía y vitalidad

Vivimos en una sociedad donde el ritmo de vida es muy acelerado. Una alimentación saludable, acompañada de hábitos como practicar ejercicio y meditar, entre otros, te ayuda a mantener los niveles de energía y vitalidad que necesitas para superar con éxito cada día.

Sea cual sea el propósito que te has marcado, acude a tu médico siempre antes de comenzar cualquier dieta. Tus condiciones de salud son determinantes a la hora de elegir la dieta que necesitas para llevar una vida feliz.

¿Estás a dieta? ¿Cuál es la dieta que te ha recomendado tu médico? Cuéntanos en los comentarios.